Usamos cookies para mejorar y analizar las conexiones. Si continuas, aceptas su uso. Más información aquí.

Miedos y/o fobias


¿Qué es una fobia?

Una fobia es un miedo irracional y desproporcionado hacia un objeto o situación específica (aviones, inyecciones, lugares cerrados, alturas, arañas, cucarachas, conducir…), que no se controla de forma voluntaria y que produce que la persona huya de ello o, si no le queda otra que enfrentarse a aquello que teme, sufre mucho malestar y temor.

¿Qué síntomas tiene una persona con fobia?

Los síntomas que suele experimenta una persona con fobia son:

  • Miedo o ansiedad intensa por un objeto o situación específica y que aparece de forma inmediata.
  • Pensamientos exagerados, negativos y generalizados sobre lo que se teme.
  • Síntomas físicos de ansiedad como son respiración agitada, sudoración de manos o manos frías, temblores, visión de túnel, palpitaciones, opresión en el pecho, tensión muscular…

¿Cuál es el tratamiento para las fobias?

El tratamiento fundamental para superar una fobia en la exposición a aquello que se teme, de forma gradual, progresiva y controlada. Se trata de comprobar que aquello que se cree que ocurrirá al enfrentarse al estímulo temido, finalmente no es tan desagradable o terrorífico, y que la ansiedad puede disminuir si no huimos de la situación y conseguimos mantenernos en ella.


Si sufres de alguna fobia y quieres dejar de sufrir y ponerle remedio, contacta con nosotros para que podamos ayudarte.


Agorafobia

Ansiedad Social

Trastorno de pánico

Agorafobia

¿Qué es la agorafobia?

Consiste en sentir ansiedad al encontrarse en lugares o situaciones de las que sería complicado escapar o donde en caso de necesitar ayuda (si se sufre un ataque de pánico), sería difícil el acceso a la misma, o resultaría embarazoso.


¿Qué síntomas aparecen en la agorafobia?

Una persona con agorafobia experimentará miedo o ansiedad intensa en situaciones como:

  • Usando transporte público (barco, avión, tren, autobús, coche).
  • Estar en espacios abiertos (parkings, mercados, puentes).
  • Estar en sitios cerrados (tiendas, teatros, cines).
  • Hacer cola o estar en mitad de una multitud (conciertos).
  • Estar solo fuera de casa.

Las situaciones descritas arriba se evitan, requieren de ir acompañado para afrontarlas o bien se viven con un gran malestar, presentando síntomas como:

  • Palpitaciones, golpeteo del corazón o aceleración de la frecuencia cardiaca.
  • Sudoración.
  • Temblor o sacudidas.
  • Sensación de dificultad para respirar o de asfixia.
  • Sensación de ahogo.
  • Dolor o molestias en el pecho.
  • Náuseas o malestar abdominal.
  • Sensación de mareo, inestabilidad, aturdimiento o desmayo.
  • Escalofríos o sensación de calor.
  • Sensación de entumecimiento o de hormigueo.
  • Sensación de irrealidad o de separarse de uno mismo.
  • Miedo a perder el control o de “volverse loco.”
  • Miedo a morir.
  • Miedo a caerse.
  • Miedo a la incontinencia.

¿Cómo se trata la agorafobia?

Para perderle el miedo a dichas situaciones la mejor manera de atajarlo es ir enfrentándose a las mismas de forma muy gradual, poco a poco, al ritmo del paciente y siempre bajo la supervisión y guía de un terapeuta experto.


Si sientes este temor, y te genera dificultades en tu día a día, escríbenos o llama para que podamos ayudarte a salir de esta situación. Estaremos dispuestos y encantados de hacerlo.


Ansiedad social

¿Qué es la fobia social?

La fobia social consiste en el temor persistente y desproporcionado por ser el centro de atención en situaciones sociales. En ellas la persona se siente observada, criticada y juzgada duramente por los demás.

¿Qué síntomas se sufren en la fobia social?

Se sufre miedo o ansiedad en las siguientes situaciones:

  • Mantener una conversación.
  • Reunirse con personas desconocidas o de autoridad (jefes).
  • Ser observado (comiendo, bebiendo, escribiendo, caminando).
  • Actuar delante de otras personas (dar una charla, examen…).

La persona tiene miedo en esas situaciones a mostrar síntomas de ansiedad y sentirse humillado o avergonzado. Y con esto, el temor final es a sentirse rechazado.

¿Cómo se trabaja la fobia social?

Hay que trabajar los pensamientos negativos que la persona tiene sobre sí misma, lo vulnerable o inferior que se siente respecto a los demás, así como lo que cree que los demás piensan de él/ella. 

Además de esto, lo más relevante es exponerse progresivamente a aquellas situaciones que generan temor para ir habituándose a ellas, hasta que la ansiedad que generan no sea tan elevada. Todo ello, por supuesto de forma muy paulatina y bajo el consejo y supervisión de un psicólogo.


Si te da miedo hablar en público, te pones a temblar, tienes miedo de tartamudear, piensas mucho en la imagen que proyectas en los demás y lo que puedan pensar de ti, ponte en contacto con nosotros para que podamos ayudarte!


Trastorno de pánico

¿Qué es el trastorno de pánico?

Consiste en haber sufrido varios ataques de pánico imprevistos, un miedo o malestar intenso y que aumenta muy rápido.

¿Qué síntomas se experimentan durante un ataque de pánico?

Durante un ataque de pánico se puede sentir:

  • Palpitaciones, ritmo del corazón acelerado.
  • Sudoración.
  • Temblor o sacudidas.
  • Dificultad para respirar.
  • Sensación de ahogo.
  • Dolor y opresión en el pecho.
  • Náuseas.
  • Sensación de mareo.
  • Escalofríos o sensación de calor.
  • Hormigueos.
  • Sensación de irrealidad.
  • Miedo a perder el control.
  • Miedo a morir.

¿Cuál es el tratamiento para el trastorno de pánico?

El tratamiento consiste en trabajar el temor que se experimenta a sufrir un ataque de pánico y a que las sensaciones físicas puedan dar lugar a un ataque al corazón o cualquier otra condición que pueda provocarnos la muerte. Para ello hay que exponerse a los síntomas físicos desagradables con el fin de reducir el malestar que provocan y enfrentar las situaciones concretas que generan el miedo a experimentar de nuevo un ataque de pánico.


Si has sufrido ataques de pánico de manera repetida, podemos ayudarte! Ponte en contacto con nosotros para que te informemos de qué forma podemos acompañarte para solventar esta situación.


Escríbenos

Pidenos una cita ahora o envianos tus dudas a través del siguiente formulario. Nos pondremos en contacto contigo para confirmarte el horario o para resolver tus consultas.